Saltar al contenido
O

¿Cómo es el proceso orogénico?

¿Cómo es el proceso orogénico?
5 (100%) 1 vote[s]

El proceso orogénico registra con una data de más de 300 millones de años la formación de pliegues tectónicos por el desplazamiento o deslizamiento de sedimentos de la tierra. Esto se originó como resultado de los procesos orogénicos o propiamente la orogénesis.

Los eventos orogénicos ocurren en territorios limitados, de modo que son pocos los movimientos orogénicos que se han manifestado de forma globalizada permitiendo así haber sido registrados y descubiertos sus diversos productos.

¿Qué es un proceso orogénico?

El planeta, cuya forma es esférica, ha sufrido durante años la formación de montañas o depresiones por el movimiento violento de las placas tectónicas en sentido horizontal. Dichas deformidades habitualmente ocurren de manera localizada o regional, generando la formación de un cuerpo en un área delimitada, lo que lleva el nombre de proceso orogénico.

El término orogénesis está compuesto de las palabras “oros y génesis” que derivan de la lengua griega, cuyo significado es “nacimiento de montañas”. Ahora bien, este le otorga un sentido general, pues en realidad los movimientos telúricos que sufren las placas tectónicas pueden generar igualmente cuencas, ligeros relieves o depresiones.

La superficie terrestre que tiene unos 5.500 millones de años de antigüedad, expresa sus movimientos a través de sismos, erupciones volcánicas y los procesos orogénicos que han resultado en la modificación de distintas áreas.

La formación de los distintos pliegues como cordilleras o fosas que surgen en la superficie, se da gracias a la fuerza constrictora que ejerce el deslizamiento de una placa sobre otra, lo que ocasiona que la corteza terrestre se acorte y deforme a su vez.

Otra forma en que se conocen estos sucesos es como tectogenesis, aunque indistintamente del término que lo defina, son acontecimientos que tardan años en originar resultados, y generalmente, son eventos irreversibles.

Tipos de formaciones obtenidas en el proceso orogénico

  1. Ondulamiento: Es la formación de pliegues verticales de grandes proporciones y dimensiones en la superficie terrestre. Estos pliegues típicamente asemejan la forma de una altiplanicie. Se llevan a cabo mediante el proceso de orogénesis simétrica como resultado del desliz de dos placas continentales.

Ejemplo: Los Alpes suizos.

  1. Plegamiento: A diferencia de los pliegues verticales ya mencionados, estos son más amorfos e igualan concavidades longitudinales, y por su parte, son el resultado del proceso orogénico asimétrico que es efecto del choque de una placa continental con una oceánica.

Existen dos tipos de plegamientos:

  • Plegamientos anticlinales: Son elevaciones que se caracterizan por tener una rugosidad convexa superiormente. Ejemplo: Las colinas.
  • Plegamientos sinclinales: Son las fallas que morfológicamente se caracterizan por un pliegue cóncavo superiormente. Ejemplo: Los lagos o lagunas.

Productos resultantes del proceso orogénico en la tierra

Grandes atractivos del mundo han sido consecuencia de diversos procesos geológicos movedizos. El pliegue caledoniano ocurrió hace 330 millones de años dejando evidencias en países como Brasil y Escocia.

100 millones de años más tarde, ocurrió el pliegue herciniano que abarcó tres continentes, por lo que fue más impactante que el “caledoniano” (proceso de formación de montañas).

Actualmente, se han percibido el nacimiento de otras formaciones orogénicas, pero su trascendencia apenas tiene leves alteraciones morfológicas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *